Es sólo una botellita nomás

plastico.jpgEs sólo una botellita nomás?

A veces paseamos por el lugar donde vivimos y se nos antoja tomas algo, normalmente las botellas que compramos son de plástico, recordamos sobre el calentamiento global y cuan mal le estamos haciendo a nuestra madre Tierra, pero decimos -pero ah, es una botellita nomás- y me pregunto ¿cuántas veces nos hemos dicho eso? o en todo caso no nos hemos dicho eso… Pues creo que estamos en un contexto donde no es sólo una botellita más, no es sólo una bolsita de plástico más… La Tierra en este momento nos pide auxilio, no tenemos mucho tiempo para cambiar lo que estamos haciendo. Y quizá pensemos que esa botella o esa bolsa la podemos reciclar, pero ahora por estar de moda eso, las empresas nos piden más consumismo diciendo que se puede reciclar, pero saben cuánta energía y dinero gastamos en “sólo reciclar” pues mucha, nos sale más caro y tenemos que realizar más trabajo… Entonces te convido a que pienses que puedes cargar contigo algunos envases que puedas reutilizar siempre. Por ejemplo yo uso un vaso de silicona que puedo utilizar para líquidos, un sorbete de bambú y una cucharita con la que amo comer si es que mis manos no están limpias 🙂

Te invito a que reflexiones y encuentres los tuyos, un abrazo grande.

Sīta.

View this post on Instagram

Y así una vez más decido prepararme para empezar otro viaje (dentro de poco), donde al haber tomado conciencia de que mi actuar repercute tanto en nuestra madre Tierra, estas son unas de mis armas poderosas que me acompañarán para generar un impacto positivo en el planeta, hoy decido tener una vida sin desperdicios sin importar dónde me encuentre. Hoy en El Norte de Brasil, una ecovilla donde vivo ya hace más de cinco meses y donde no necesito generar desperdicios porque tengo una feria orgánica de alimentos sin embalaje, tengo una tienda de frutos secos, hierbas, raíces, granos donde no generan embalaje plástico, donde no compro ropa sino la troco en una tienda de segunda mano, donde hago mis necesidades en un baño seco que sirve para hacer compost y seguir nutriendo la tierra, donde estoy rodeada de naturaleza, de paz y amor, y no tengo la necesidad de consumir ni dañar a la Tierra ni a sus seres que la habitamos; es un nuevo reto salir de aquí para vivir una vida así viajando o donde decida vivir después. Gracias por las enseñanzas hermosos seres de Piracanga, aún no quiero despedirme, solo quería escribir para recordar por qué estoy aquí. Muitos beijos 😘🙏🏼🍃💓 Ya les seguiré contando a todos cómo va siendo una vida así. Les amo y honro a cada uno de ustedes🥰

A post shared by Sussan Castro (@sussancastro) on

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s